Urielo 0.5

Seguro pero cosquilludo

El ni ni ni 2

leave a comment »

Buena suerte, Pontón

El señor Rojo (otro, Jorge) viene con todo para gobernar al Revolucionario Institucional. Ya que le limpiaron el camino para dar su segundo gran paso político (no contamos su apellido) sin despeinarse, pues llega con todas las ganas de protagonizar una “reestructuración a fondo” en el partidazo. Esas que siempre se anuncian.
La primera adición que hará luego luego llegando, nada más que le enseñen cuál es su despacho y le digan cuál es su número de extensión, es crear un consejo consultivo ciudadano, integrado por destacados militantes del tricolor, del grupo de aquellos que se han mantenido fuera de las circunstanciales postulaciones a lo que sea.
Seguro que ya se dio cuenta que tener a un grupo de manipulables sirve para mejorar la opinión pública sobre el trabajo de equis funcionario o plan, ya sea algún negocio con un mercado o vigilar cómo se transplantará un árbol, pues eso da la imagen de apertura democrática y otorga legitimidad (la que no se gana en las urnas), pues más rápido que ya mismo aparecerán los destacados miembros de la sociedad civil para orientar la toma de decisiones del tricolor.
Sin embargo, y si se me permite opinar, no deberían gastar dinero en algo que ya existe. Basta con que se pongan de acuerdo con el consultor ciudadano número uno del estado, el ex diputado priista y ex alcalde priista Mario Viorney, casado con una funcionaria del gobierno estatal (entre otros enlaces tricolores), para que, como buen priista, pues también presida el Ni ni ni 2.
Lejos no estaría una oficina de la otra. Incluso simplemente podrían mandar las operaciones del Ni ni ni 2 a un privado del Parador de San Javier y, mientras disfrutan de una rebanada de pan de zanahoria o unos molletes especiales, darle duro a eso de la consultada y la generación de soluciones.
Si alguien critica –nunca faltan los amargados, carajo– que se discutan al mismo tiempo los problemas del estado con los del partidazo, pues, en honor a 75 años de oscurantismo nacional, que los tópicos del PRI se discutan en la noche y todos contentos.
Ya que la administración estatal está tan preocupada en fomentar la austeridad entre sus miembros y gobernados, esta sería una extraordinaria opción para que partido y gobierno, siempre unidos, siempre fieles, compartan gastos y el talento de sus miembros, su principal valuarte.

¿Y yo por qué? reloaded

Alguien me ha sugerido que el silencio del emperador sobre la salida forzada (por acción u omisión, el resultado fue el mismo) de los investigadores universitarios le recordaba al “Y yo por qué” foxiano, pero en versión mutis, discreta. La verdad que el comentario es muy atinado, al margen de que se sabe de las intenciones del máximo gobernante para apoderarse de una vez por todas de la Autónoma de Hidalgo.
“¿Pero no ves que justamente nuestra máxima casa de estudios es A-U-T-Ó-N-O-M-A? Nadie desde fuera puede decir ‘mamá soy feo’…”, respondería el útil abogado que todos llevamos dentro.
Sin embargo, el acoso contra los universitarios forma parte de un proceso de ajustes dentro del partidazo, que han atestiguado en todo el país, y fuera de él a través de las agencias de noticias, por lo que bien valdría la pena una opinión del mandatario. Simplemente para saber dónde pisa cada quien.

uriel.rodriguez@hgo.milenio.com

Anuncios

Written by Uriel

13/02/2006 a 12:16 am

Publicado en Tinta china

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: